Tras siete años de relación, le confiesa a su novia que ‘Amélie’ le parece una “puta mierda”

“Lo he hecho, lo… lo he hecho”, repetía esta mañana entre lágrimas de emoción y con cierta incredulidad Javier Escobedo Soria, de 44 años. Mientras tanto, en la rueda de prensa que ha ofrecido para medios y simpatizantes, cientos de hombres le vitoreaban y aplaudían un gesto tan valiente como el de Javier: confesarle por fin a su novia que la película Amélie le parece “una puta mierda”, según sus propias palabras.

“Durante años preferí vivir en la mentira. Ha sido durísimo”, explica. Según dice, él y su pareja veían el film cada dos o tres meses y él se “moría de asco” en cada ocasión en la que “esa retrasada mental con el pelo a tazón” aparecía en pantalla. Escobedo asegura que no tenía el valor suficiente para decirle a su pareja, Montse, de 38 años, que la película le produce “vómitos de bilis”.

Al ser preguntado sobre el por qué de todos esos años de silencio, se ha sincerado: “Es una losa con la que cargan muchos hombres, aunque no lo reconozcan. Empiezas a salir con tu chica, te dice que esa es su película favorita… Pues, a ver, ¿qué le vas a decir? Pues que a ti también te encanta”. Según explica, el siguiente paso natural es adquirir un póster para el salón, hacerse con la edición especial en Bluray y llevar el CD de la banda sonora en el coche. “Y al final te metes en un callejón sin salida”, dice el hombre.

Entre sollozos, ha explicado que para él la ayuda de su familia y amigos ha sido esencial. “Ellos fueron los que me animaron a dar el paso de decírselo. Me veían muy desmejorado, más delgado, triste… Sin sus palabras de apoyo estoy seguro de que no habría sido capaz”, confiesa. Por esa misma razón, Javier ya ha dado los primeros pasos para crear la ONG Afectados por Amelie. “Se trata de crear un centro donde ayudar y dar consejos a novios que, como yo, no soportan la película y se encuentran perdidos, sin saber qué hacer”.

Aun así, Javier reconoce que aún hay mucho trabajo por hacer en este terreno. “No es sólo Amélie: también hay que encontrar las vías para decirle a tu novia que no soportas el póster de ‘Desayuno con diamantes’ que ha puesto en el salón o que no piensas volver a desayunar en la taza de ‘Pretty Woman’”

Por otro lado, Montse, la novia de Javier, ha sido atendida de urgencia por un cuadro de ansiedad al conocer la noticia y los médicos no descartan ingresarla en un centro psiquiátrico para tratar los trastornos que haya podido causar un shock semejante.

“Por lo demás, yo creo que se lo ha tomado bastante bien”, ha asegurado Javier

http://www.elmundotoday.com/2015/10/tras-siete-anos-de-relacion-le-confiesa-a-su-novia-que-amelie-le-parece-una-puta-mierda/

Anuncios